parooquia completo
El cariño y la devoción a la Virgen Auxiliadora está muy arraigada, desde los orígenes, en esta Obra de Salesianos de Parla.

Cuando llega el mes de mayo se reactiva de un modo especial ese aprecio hacia la Madre Auxiliadora.
En nuestra Parroquia de Cristo Liberador se comienza con el “mes de la flores”; los chicos/as de catequesis de iniciación cristiana con sus catequistas y padres realizamos también diversas actividades en torno a la Virgen; asimismo los del Chiqui y Juveliber culminan sus actividades del fin de semana con una Verbena Familiar el sábado anterior a la Fiesta de María Auxiliadora. En fin, que cada grupo de esta gran Familia Salesiana hemos hecho lo posible por vivir la “presencia de la Virgen” en nuestra vida y en los diversos ambientes (como nos pedía el rector mayor de los salesianos, don Ángel Fernández Artime).

El día 24 hemos celebrado la fiesta litúrgica y una jornada “lúdico/festiva” con los jóvenes de nuestra Plataforma Socia de “Valora”. Se han tenido los habituales “Buenos Días” con una referencia a la Virgen Madre Auxiliadora, actividades y juegos deportivos y la comida de fraternidad de los educadores. Todo en un clima muy “salesiano”.
En la parroquia se ha centrado la Fiesta de la Auxiliadora en torno al “fin de semana” (días 26 y 27), teniendo, entre otras actividades: el “rosario de la aurora”, finalizando con la tradicional “chocolatada”; por la tarde la “ofrenda floral”, y la ya mencionada “verbena familiar” impulsada por los animadores de Juveliber. Y en el domingo, que era solemnidad de la Santísima Trinidad, se celebraron las eucaristías con un tinte mariano. En la Misa de 13 h. fueron “enviados los anderos”, encargados de portar el trono de nuestra Madre Auxiliadora en la Procesión.

Así, pues, una de las expresiones más significativas de nuestro amor a la Virgen es la Procesión con la bella imagen de María Auxiliadora. Para ello se han adornado las andas con las más hermosas flores exteriores e interiores de los múltiples devotos/as y socios/as de ADMA. Y, en un ambiente de fervor, un año más, ha sido llevada la Virgen Auxiliadora por las calles de nuestro barrio, haciendo paradas significativas para que la Madre bendijera a sus hijos más queridos, como son los ancianos y enfermos, por ejemplo de la Residencia Vitalia, a los jóvenes en la sede de Juveliber y plataforma social de Valora, etc. En su regreso al templo, ha sido presentada ante la imagen de san Juan Bosco, para que éste la mostrara su reconocimiento gozoso, proclamando ante Ella (como hiciera en tantas ocasiones): “Todo lo ha hecho Ella”.

Esta fiesta ha sido, sin duda, una expresión de cariño y amor, que deseamos que siga avivando la devoción a la Virgen María Auxiliadora de los Cristianos entre los miembros de esta Obra Salesiana y de todos los parleños.

maux181MAUX2 1018

 

 

 

 

 

 

MAUX4 1018

MAUX3 1018